¿Qué es un Warrant?

Este derivado es emitido las empresas privadas y consiste en pagar un
pequeño precio (prima) a cambio de un derecho de compra de
sus propias acciones en una fecha concreta.

Un caso de ejemplo

Pagar 1€ por el derecho a comprar una acción a 14€ en 5 años
(Warrant).

Si la acción a hoy en día vale 10€ y cuando pasan 5 años la acción vale 20€ , el propietario de este derecho obtiene un beneficio de 5 veces el capital invertido .

Lo podemos calcular de la siguiente manera: 20(cotización al finalizar el periodo)-1(prima)-14(precio del derecho de compra ) = 5€ por cada
1€ invertido. Resultado = 5/1=5.

Pero si la acción no llega a subir a 15 euros se pierde todo el dinero, dado que no proporciona ningún beneficio al propietario.

Por último si la acción vale justamente 15€ te quedas como estabas dado que comprarlas a 14+1 no te proporciona ningún beneficio.

Como resumen, podemos ver que si hubiéramos comprado la acción nos hubiera aportado un beneficio del 100% (pasa de 10€ a 20€ ) mientras que usando el Warrant se ha obtenido un beneficio del 500%. Obviamente asumiendo mucho más riesgo.

Este método permite a las empresas financiarse sin tener ningún coste en el momento de emisión. Pero tiene un inconveniente para los accionistas, dado que en los próximos 5 años pueden sufrir una pequeña dilución en caso de verse obligados a emitir las acciones prometidas al precio acordado hace 5 años. Esta dilución suele compensarse en que durante esos 5 años no se ha pagado ningún interés por dicho dinero prestado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *